Idiomas, ¿necesidad o un plus para encontrar trabajo?

Seis de cada diez profesionales no utilizan los idiomas que les pedían a la hora de ser contratados. Y eso que un 53% de ellos afirma que se le exigía el dominio de una lengua extranjera en la última entrevista de trabajo a la que acudió. Es un dato muy significativo si se tiene en cuenta que, a la hora de buscar un puesto de trabajo, el conocimiento de una lengua extranjera es cada vez más importante. De hecho, según Adecco, el 31,3% de las ofertas de empleo exige el conocimiento de un idioma, un requisito que puede llegar a duplicarse en el caso de perfiles cualificados o sectores de actividad específicos. Uso puntual Pero la actividad diaria de estos profesionales evidencia que estos conocimientos son en muchos casos un plus que las empresas exigen a sus candidatos de cara a futuros proyectos o para diferenciar unas candidaturas de otras. Sólo un 36% de los consultados afirma que sí utiliza otras lenguas en su labor profesional, aunque el 13% aclara que no lo hace de manera habitual. El inglés continúa siendo la lengua más solicitada por las empresas, con el 61%, seguida de lejos por el francés, el alemán y el portugués. Asimismo, hay que destacar que cada vez se valora más el conocimiento de otras lenguas como el chino, el rumano y el árabe. Desde el punto de vista sectorial, son los recursos energéticos, el área industrial, la sanidad y las telecomunicaciones los que reúnen mayor número de ofertas de empleo con el dominio de un idioma.