Cambios en la tributación de autónomos a partir de 2016

Tras la reciente Reforma Fiscal, se aplica la desaparición de los Módulos de Autónomos 3, 4 y 5, que corresponden con las actividades de fabricación y construcción y a las que actualmente se les está aplicando una retención del 1%. A partir de ahora, las actividades económicas que estén incluidas en estos módulos, quedarán excluidas de este sistema de tributación.

De la misma manera, el resto de actividades, se beneficiarán de una rebaja en la cuantía del volumen, para poder formar parte del sistema de tributación por módulos. De esta manera, las actividades comerciales al por menor, cuando no superen los 250.000€ anuales de ingresos y los 150.000€ anuales de gastos mantendrán el sistema de tributación por módulos.

Actividades de los módulos 3, 4 y 5

Los módulos 3, 4 y 5 engloban una serie de actividades empresariales, las cuales como ya hemos dicho dejarán de tributar a través de este sistema. Estas actividades son las siguientes:

  • Carpintería metálica y fabricación de estructuras metálicas.
  • Calderería.
  • Fabricación de artículos de ferretería, cerrajería, tornillería, derivados del alambre, menaje y otros artículos en metales n.c.o.p.
  • Los relacionados con la confección en serie de prendas de vestir y sus complementos, excepto cuando su ejecución se efectúe mayoritariamente por encargo a terceros y las que son ejecutadas directamente por la propia empresa, cuando se realice exclusivamente para terceros y por encargo.
  • Fabricación en serie de piezas de carpintería, parqué y estructuras de madera para la construcción.
  • Industria del mueble de madera.
  • Impresión de textos o imágenes.
  • Albañilería y trabajos de construcción en general.
  • Instalaciones y montajes excepto las relacionadas con fontanería, frío, calor y acondicionamiento de aire.
  • Instalaciones de: fontanería, frío, calor y acondicionamiento de aire.
  • Instalación de pararrayos y similares.
  • Montaje e instalación de cocinas.
  • Montaje e instalación de aparatos elevadores de cualquier clase.
  • Instalaciones telefónicas, telegráficas sin hilos y de televisión en edificios.
  • Montajes metálicos e instalaciones industriales completas, sin vender ni aportar la maquinaria ni los elementos objeto de instalación o montaje.
  • Revestimientos, solados, pavimentos y colocación de aislantes.
  • Carpintería y cerrajería.
  • Pintura.
  • Revestimientos con papel, tejido o plásticos.
  • Terminación y decoración de edificios y locales.
  • Trabajos en yeso y escayola.

Qué hacer si a tu empresa le afecta este cambio de la Reforma Fiscal

Partiendo desde el punto de vista que el año en curso se seguirá tributando como hasta ahora, si que será interesante analizar la situación fiscal de cada empresa y la facturación media para decidir la forma de tributación más beneficiosa, ya sea realizando la conversión a autónomo en Estimación Directa o constituirse como Sociedad Mercantil.